13 may 2009

Bananarama

Un domingo por la tarde, me encontraba descansando tranquilamente en el planeta Venus después de deleitar mi paladar con unos apetitosos mariscos y un trozo de chocoflan; todo era tan pacífico, cuando de repente se aparece un astronauta y curiosamente me reflejé en su casco.
"Llévame a la Luna de paseo y regálame una estrella fugaz".
RaCkel (2009)

3 comentarios:

zxet dijo...

ea le llego la inspiracion

IVAN dijo...

ijole!!! estas bien fumada amiga mia jajaja

Chika de zapatos rosas dijo...

hahaha, quedo padre la fotito